sábado, 1 de junio de 2013


Con el anterior post pretendía dejar de hablar de la crisis en este blog, pero no me lo ponen fácil algunos personajes de este país. Esta vez ha sido  el cardenal Rouco Varela con la carta que ha hecho pública el pasado martes dejando patente que “la causa más profunda de la crisis  no es otra que el olvido de Dios”. Mira que le hemos dado vueltas a las causas: que si el exceso de gasto, que si la desaceleración de la economía, que  si la burbuja inmobiliaria, que si la recesión, que si la prima de riesgo, que si el fondo monetario, que si la falta de trasparencia, que si la Merkel…… y de repente aparece el señor Rouco y como si le hubiera tocado el perrito piloto de la tómbola, no sólo da con la causa sino que también tiene la solución.  Nos pide que  “hagamos un profundo examen de conciencia, un cambio de vida y de conducta en las relaciones familiares, profesionales, sociales, económicas, políticas y culturales, de forma que cada uno haga un uso más justo, más humano y fraterno de la libertad personal”. Y dicho y hecho, el gabinete de “políticos-terapeutas” (salvando las distancias con los terapeutas profesionales) que dirigen este país, premonitorios que son, se han puesto manos a la obra y con “sus terapias breves” (léase decretos-leyes) han comenzado a aplicar la solución del cardenal.

Atina aún más el señor Rouco diciendo que hay que buscar también entre las causas de naturaleza ética y moral. Totalmente de acuerdo. Pero ¿cómo es posible que no nos hubiéramos dado cuenta antes? Venga a buscar entre burbujas y analizando la prima de riesgo y resulta que nadie se había dado cuenta. Con lo barato que es ser ético y lo caro que está costando reconocerlo.

Finalmente nos consuela  revelando que a pesar de nuestros  olvidos, “Cristo por su misericordia infinita  acude una y otra vez a nuestro encuentro”. Más ó menos como la Merkel y compañía…. (salvando de nuevo las distancias)

No obstante me surgen dudas porque no sé si el señor Rouco haciendo estas declaraciones se dirige a quien sufre la crisis ó a quien la provoca, a los que piden justicia ó  a los que injustamente se les aparta de lo justo, a los que conscientemente han perdido su conciencia ética y moral ó a los que no necesitan enarbolar su moralidad para seguir siendo útiles y eficaces, a los que pagan el IBI, el IVA y el IRPF ó a los que registran sus propiedades a nombre de la santa iglesia y dejan de declararlos. En definitiva “a los que han olvidado a Dios ó a sus olvidados”

Lo dicho, espero acabar  con este  tema y si vuelven con perlas de este tipo, “que su Dios nos pille confesados”.

6 comentarios:

  1. ¡Buena entrada Begoña!. A estos (jerarquía eclesiástica) les salva (no dios) el ejército de gente bien intencionada que trabaja dejándose la piel por los demás (curas, monjas, cristianos de base...). ¡Qué morro tienen!.

    ResponderEliminar
  2. Totalmente de acuerdo Pablo. Que bien les vendría salir de esos palacios "impagados" y pasearse por donde realmente se está haciendo acciones para salir de la crisis y ni que hablar si se van a los paises del tercer mundo....

    ResponderEliminar
  3. Cada cual arrima el ascua a su sardina, la Iglesia no podía ser menos; más bien algunas personas de la Iglesia. Dudo mucho que tod@s estén de acuerdo con esas declaraciones.Que se lo cuenten a los practicantes del buen hacer que se dejan la piel ayudando a quienes no tienen nada en países subdesarrollados y aquí a la vuelta de la esquina en los comedores sociales, por ejemplo. Bien está tener principios y valores pero más valdría que, aplicando los mismos, fuesen de una vez solidarios y empleasen sus bienes, exentos de impuestos, para favorecer a los desfavorecidos.El reparto de los panes y los peces, vaya, y de paso que les enseñasen a hacer el pan y pescar los peces para que no volvieran a pasar hambre.Hemos retrocedido en el tiempo o lo estoy soñando?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De acuerdo con tu comentario. Todo mi apoyo para los que efectivamente se dejan la piel ayudando y no dan lecciones .Espero que no nos hagan retroceder más porque por desgracia lo están intentando cada día.

      Eliminar
  4. cómo se nota que los obispos entre otros no sufren las consecuencias, verdad? seguro que si hubiese recorte en el "funcionariado eclesiástico", y dijeran los del pp, a veeeer, a partir de ahora habrá un cura por cada 300 iglesias en un radio de 200km, y a los señores obispos, una bajada de sueldo de un 10%..veríamos cómo verían la crisis no a través de los ojos de ese gran juego de niños para adultos que es la religión, sino a través de la pura y dura realidad de la pela!

    ResponderEliminar
  5. Y me temo que a estos "funcionarios" no le van a quitar ninguna extraordinaria......

    ResponderEliminar

Marea naranja

Marea naranja
Navegando con la marea naranja(cliquea)

MIS REGALOS (para reflexionar y disfrutar ) Cliquea imágenes para entrar

MIS REGALOS (para reflexionar y disfrutar ) Cliquea imágenes para entrar
Imagenes para sobrellevar la crisis

Mercedes Sosa

Mercedes Sosa
Mercedes Sosa: "Gracias a la vida"

ZAZ

ZAZ
ZAZ- Je veux

Tiken jah Fakoly: Ya nada me asombra

Macaco: "Mensajes de Agua"y su aportación a los discapacitados

Discurso final de Charles Chaplin en la película “el Gran Dictador

Eduardo Galiano: El Derecho al delirio

TRADUCTOR

Con la tecnología de Blogger.

PUEDES SEGUIRME DESDE TU CORREO ELECTRÓNICO

SEGUIDORES