martes, 3 de abril de 2012
        Habemus presupuestos.  Superando la fogata blanca con la que el vaticano anuncia los nuevos Papas, los  presupuestos de la era Mariano han llegado  al congreso de los diputados almacenados en un lápiz de memoria, asociado con el denominado código BIDI que escaneado a nuestro móvil  hace aparecer el borrador del proyecto de ley colgado en el portal de la Administración  del Estado. Atrás quedan los miles de folios descargados por los ujieres  del congreso desde la furgoneta oficial. Esto es progreso. Lo malo es que el progreso de su forma no lleva asociado el progreso de su contenido: estos presupuestos vienen tan ajustados como comprimidos sus archivos.
Rebajados, están superrebajados y  lo venden todo a precio de saldo. Veamos:
La justicia la rebajan  en un 6%, la investigación en un 34%, la educación en 21, 9%, la sanidad en un 13, 7%, y quitan todas las aristas sociales  limando el Plan Concertado con el que el gobierno financia los servicios sociales realizando entre otros recortes,  un 28% para el plan de drogas, 39% en el plan de mayores, 42% en  infancia y familias  y 43% en las prestaciones básica de servicios sociales:  El mayor recorte de la historia de dicho plan.
Para contrarrestar tanta bajada, suben el precio de la luz en un 7% y el del gas en un 5%. A quien se le ocurra leer tranquilamente  en su casa un día de descanso, con  bajadas de temperaturas y subidas del termostato, mejor que lo haga a la luz y el calor del sol  porque de lo contrario  lo acusará en su próxima factura.
Y puestos a subir,  para que la balanza se equilibre más, suben los impuestos a todos “los agraciados”  con un  trabajo y como deben considerar que son muchos los que tienen “esa suerte” de contribuir al engrose fiscal, han decidido nuestros benefactores gobernantes realizar también  una amnistía fiscal a la “minoría evasora” de cuello blanco. Olé sus cuentas, a esto se le llama hacer equilibrios.
¡Qué élite de funambulitas tenemos!: recortan las partidas de educación, sanidad, justicia, investigación, desempleo y todo aquello que huela a prestaciones sociales y premian a los  defraudadores  para que ahora que estamos en semana santa  rediman “sus pecados”,  declaren sus extraviados dineros y los pongan a buen recaudo en la caja fuerte que les han preparado con entrega de clave y llave de forma inmediata.
Así se levanta la economía de un país, si señor: traigan a su casa al niño rico, perdónele todos sus pecados, sin rencor y sin  acritud, no siendo que se marche de nuevo y le dé por invertir  en el país vecino y nos deje pobres de nuevo. Esto es,  a lo que deben considerar socialización,  inserción social y sobre todo perdón, claro.
Pero ¿qué faltas tan graves han cometido los jóvenes, los estudiantes, los parados, las familias sin recursos, las mujeres víctimas de la violencia de género, los enfermos y todo tipo de dependientes, para que este gobierno los desproteja y los mande a la deriva social?
Que cien  días nos han dado de maniobras, cambios y deshaceres  y lo que nos queda,  porque todavía de este embarazo no han sacado toda su  criatura social,  a la que siguen dilatando y manteniendo con goteo.
Como le dijo Cicerón a Catilina ante el senado romano cuando dio a conocer la conjura que preparaba para hacerse con el poder absoluto:” Quoesque tandem abutere, Catilina, patientia nostra?, así podemos decirle a nuestro presidente : ¿hasta cuando, Mariano, abusarás de nuestra paciencia?
La mayoría parlamentaria no presupone una mayoría de aceptación social (las manifestaciones, la pasada huelga general y las elecciones andaluzas y asturianas así se lo han demostrado) y mucho menos un cheque en blanco para generar discriminaciones, precariedades, desigualdades y rupturas de derechos sociales generados a lo largo de muchos años de trabajo y lucha por conseguir la justicia social  que todo ciudadano se merece.

2 comentarios:

  1. Cada día me entran más ganas de bucar mi planeta como "El Principito"

    ResponderEliminar
  2. A mi también me entran ganas, pero permíteme que te recuerde que en el planeta del principito había, como en todos los planetas, hierbas buenas y hierbas malas.Las del suyo eran las semillas de baobab que obstruían todo el planeta y lo perforaba con sus raíces.
    " Es cuestión de disciplina", como decía el principito. Hay que hacer con cuidado la limpieza del planeta y obligarse regularmente a arrancar los baobabs en cuanto se los distingue de los rosales".....

    ResponderEliminar

Marea naranja

Marea naranja
Navegando con la marea naranja(cliquea)

MIS REGALOS (para reflexionar y disfrutar ) Cliquea imágenes para entrar

MIS REGALOS (para reflexionar y disfrutar ) Cliquea imágenes para entrar
Imagenes para sobrellevar la crisis

Mercedes Sosa

Mercedes Sosa
Mercedes Sosa: "Gracias a la vida"

ZAZ

ZAZ
ZAZ- Je veux

Tiken jah Fakoly: Ya nada me asombra

Macaco: "Mensajes de Agua"y su aportación a los discapacitados

Discurso final de Charles Chaplin en la película “el Gran Dictador

Eduardo Galiano: El Derecho al delirio

TRADUCTOR

Con la tecnología de Blogger.

PUEDES SEGUIRME DESDE TU CORREO ELECTRÓNICO

SEGUIDORES